E

l coaching, se puede aplicar no solo en el ámbito empresarial, hay muchos tipos de coaching como el deportivo, artístico, financiero, musical, personal. Existen gran variedad de tipos de coaching; pero antes de adentrarnos en el tema, es conveniente saber su origen para comprender con mayor profundidad su significado.

Es un término que etimológicamente viene de un pueblo llamado Kocs, en Hungría, cuando alrededor del siglo XV se hacían los intercambios de carruajes para llevar personas de un sitio a otro. Más tarde ese término se tradujo como “Coach”, término que junto con “Coaching” hacía referencia al transporte de personas de un sitio a otro.

En inglés el término “Coach” se traduce como entrenador, así que podríamos deducir que la palabra Coaching viene a significar el entrenamiento que recibe una persona para llegar de un sitio (estado actual) a otro (estado deseado).

El Coaching no ha nacido de golpe. De hecho, una de las muchas disciplinas de las que bebe es la Mayéutica de Sócrates. Era un método que se basaba en preguntar y cuestionar al otro hasta que el discípulo daba con la solución por sí mismo. La palabra es, etimológicamente, “dar a luz” la verdad y la realidad objetiva, eliminando toda creencia.

“El coaching empresarial. El coaching es un conjunto de esfuerzos y técnicas enfocadas al equipo humano de una empresa u organización. Está destinado a lograr a la vez la eficacia en los resultados y la motivación y satisfacción personal de los trabajadores, cualquiera que sea su nivel”.

En la actualidad, el coaching es una práctica profesional, utilizada para alcanzar logros significativos tanto en la vida personal como profesional. Esto nos permite pensar de una manera diferente, mejorando la visión que se tiene de sí mismo, profundizando las relaciones y mejorando la comunicación.

El coach o facilitador, se enfoca en ayudar a aprender al coachee (cliente), y su función principal no es la de enseñar, ni decir lo que debe hacer o cómo lo tiene que hacer; simplemente, hace que el coachee entienda naturalmente, lo que debe hacer para perseguir sus objetivos. El coachee debe estar consciente de dónde se encuentra en función a sus objetivos y a dónde debe llegar, así como también, estar consciente de la responsabilidad que tiene sobre lo que haga, para bien o para mal.

El papel del coach se centra en realizar preguntas que hagan reflexionar al coachee de una manera crítica, enfocándose más en los signos de interrogación que en los de admiración, llevando al coachee a tomar conciencia, a comprender y a sacar sus propias conclusiones, para que se transforme en el maestro de sí mismo.

En el coaching, se utiliza el método GROW: Goal-objetivo/meta; Reality-realidad; Options-opciones; Will-plan de acción. Si no hay GROW, no hay coaching y sin acción no hay coaching. El coachee siempre debe tener un plan de acción para llevarlo a cabo.

El Coach se sirve de distintas aptitudes durante el proceso de Coaching; entre ellas, están estas:
- Escucha Activa

- Preguntas Poderosas

- Confrontar: El Coach es la persona encargada de enfrentarte con la realidad. No todo es tan bonito o tan feo cómo crees que es. Esta herramienta le sirve al Coach para hacerle ver al coachee

- Empoderar: Consiste en motivar a la persona a través del descubrimiento de su propio poder interior. El cliente es capaz de conseguir todo lo que se proponga, siempre que siga los 3 pilares del Coaching que son: La toma de conciencia, auto creencia y responsabilidad.

Muchos empresarios reconocen la necesidad de realizar estas prácticas en sus empresas por los excelentes resultados que tiene. No dude en aplicar el coaching empresarial en su organización para mejorar, no solo el crecimiento de sus trabajadores, sino el de la empresa como tal.