L

os estados financieros, son informes realizados por las empresas para conocer la situación económica y financiera de la misma; así como también, aquellos cambios que ocurren a una fecha o período determinado. Se les conoce con distintos nombres como estados contables o informes financieros.


La información contenida en estos estados financieros, es del interés de los accionistas, administración, acreedores, entidades financieras, propietarios, etc. Son elaborados a partir de la información contable, según los principios contables generalmente aceptados.

Los contadores públicos, tienen la responsabilidad de llevar la contabilidad y la información generada por esta; además,  deben estar plenamente facultados por las autoridades correspondientes para poder ejercer su profesión libremente.
Veamos cuáles son los principales estados financieros:

- Balance general.
También conocido por balance de situación o estado de situación patrimonial. Este nos muestra la situación de la empresa en un momento determinado. 
El balance general comprende una relación de los recursos, obligaciones y patrimonio de la entidad económica a cuya situación financiera se refiere.

- Estado de resultados.
También conocido como estado de ganancias y pérdidas; este estado financiero nos permite ver la relación entre los ingresos y egresos que ha tenido una empresa en un período de tiempo determinado.
El estado de resultado, nos muestra la ganancia o la pérdida según él sea el resultado, en un período de tiempo específico.

- El estado de cambio de la situación financiera.
Este estado financiero, es también conocido como estado de movimientos de fondo o estado de origen y uso de recursos. El mismo no es obligatorio en todos los países y en él, podemos ver cómo ha sido el manejo del dinero por la empresa; además, informa sobre la forma en la que se obtuvo el dinero, pudiéndose ver detalladamente las ganancias de la empresa y cómo está distribuido el efectivo disponible. 

- Estado de cambios en el patrimonio neto.
Aquí se resumen todos los cambios que afectan al patrimonio de la empresa en un periodo determinado, y constituye uno de los estados financieros que deben realizarse obligatoriamente por todas las empresas.

- Estado de flujo de efectivo.
La elaboración del estado de flujo de efectivo no es obligación para todas las empresas, y nos muestra las variaciones y movimientos de efectivo y sus equivalentes en un periodo determinado. En este estado financiero, se clasifican las actividades de operación, inversión y de financiamiento de la empresa.

Finalmente, todos estos estados financieros nos permiten ver una radiografía muy clara de la situación general de la empresa, permitiendo diversos análisis  con distintos propósitos que serían utilizados; por ejemplo, para direccionar la empresa hacia los objetivos planteados o para uso externo de la información por parte de otras organizaciones públicas o privadas para su análisis.